El azote rojiblanco

Schwarzenbeck. Desde que en 1974 este defensa del Bayern de Münich le ‘robara’ la Copa de Europa al Atlético de Madrid con un gol que aún hoy en día nadie se explica como entró, el equipo rojiblanco se ha sumido en una espiral de derrotismo y pesimismo. Pero, para El Pupas, como se rebautizó al Atlético tras aquel 15 de mayo, hay otro jugador que encarna todas las pesadillas de los aficionados colchoneros. Veselin Vujovic, el mejor jugador del siglo XX en la historia del balonmano según la FIB, y el hombre que puso la primera piedra para que la sección de ‘handball’ del Atlético de Madrid dejara de existir.

Vujovic (Montenegro, 1961-) era el líder de uno de los mejores equipos que ha dado la historia del balonmano. Basic, Isakovic, Ignatovic, Mrkonja, Vukovic, Cvetkovic, Kuzmany y Vujovic. Esa era la Metaloplástika Sabak, que de forma tiránica ganó siete Ligas consecutivas en Yugoslavia antes de tomar el cetro europeo en 1985 y 1986 ganando la Copa de Europa.

En su primera final, en 1985, la Metaloplástika se enfrentó al Atlético de Madrid. El equipo rojiblanco sumaba 4 Ligas consecutivas y era el principal motor de la creciente popularidad del balonmano en España. Liderados por Lorenzo Rico, los colchoneros se presentaron a la final como favoritos, pero fueron aplastados por la Metaloplástika. Vujovic masacró al Atlético con sus goles desde el lateral izquierdo, pero en especial por su capacidad de liderazgo y por su polivalencia, que le permitía jugar en cualquier posición de la pista.

Dos años después, llega a la presidencia del Atlético de Madrid Jesús Gil y Gil. Lo hace a lo grande. Para la sección de fútbol contrata a Paulo Futre, lider del Oporto ganador de la Copa de Europa de ese año. Para la sección de balonmano quiere a Veselin Vujovic, el mejor jugador del momento. Si no puedes con tu enemigo, únete a él.

Sin embargo, el acuerdo de Gil era con Alexandar Trifunovic, presidente de la Metaloplástika y no con el jugador. Vujovic había firmado un precontrato, pero apareció entonces el otro transatlántico del balonmano español, el FC Barcelona. La oferta era superior, y tras semanas de discusiones, Vujovic puso rumbo a la Ciudad Condal.

Lo que vino después forma parte de la historia.  Vujovic guiará al Barcelona a la conquista de 4 Ligas en 5 temporadas, y ayudará a que los azulgrana consigan su primera Copa de Europa en 1991, el primer paso para convertirse en el equipo más laureado del Continente.

Por su parte, el Atlético de Madrid no superó el golpe. No ganaría ningún trofeo más, y en 1991 -al mismo tiempo que Vujovic ganaba la Copa de Europa con el Barcelona- Jesús Gil anunciaba la desaparición del equipo, que tras un breve paréntesis en Alcobendas, se hizo efectiva en 1994.

¿Schwarzenbeck o Vujovic? No hay color. Si alguien a hecho méritos para ser entronizado como el verdadero azote de El Pupas, ese es Veselin Vujovic.

Anuncios

3 comentarios

Archivado bajo Balonmano

3 Respuestas a “El azote rojiblanco

  1. FELICIDADES GALEGO! te dejado dos regalitos en mi blog, jeje

    pd: pues suerte q nos llevamos bien colxoneros y culés…porq somos parte de esa desparación veo…

    saludos

  2. bueno, no será dl barsa dl todo….¿q tal una minibiografía de luisito suárez, pero buscando ese sello del q abla el d tele, jeje??

    aver q sale. gracias a ti!

    saludos

  3. vivo

    estoy de acuerdo en todo lo que dice el articulo menos en una cosa que es rigurosamente mentira, el favorito de esa final era la metaplastika sabac no solo era el favorito sino yo creo que el atlético de Madrid no tenia posibilidades, el atlético hizo un campeonato de Europa impresiónate ganando al temible Magdeburgo alemán oriental y en semifinales dando la gran campanada derrotando a la terrorífica selección checoslovaca o duclka de Praga con 16 internacionales, si la semifinal fue épico la final era prácticamente imposible era la mejor selección yugoslava de la historia encarnada en la metaloplastika sabac sin lugar a dudas el equipo mas impresionante en la historia del balonmano, arrollando por Europa cuando los equipos del este eran selecciones nacionales cuando el steagua era Rumania el duckla Checoslovaquia que un equipo era toda la selección ,ahí el atlético hizo lo que pudo que fue perder claramente los 2 partidos eso si hubo algún momento que se creo en el milagro que fue ganar 1 de los 2 partidos.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s